.:: Silvina Garré ::. Sitio de Fans

Palmas azules para ella


Revista PELO Año XVI - Nº 237
Abril de 1984




Palmas azules para ella



En mayo, Silvina Garré comenzará a grabar el tercer disco de su carrera solista, una carrera que comenzó hace un par de años y que pese a los obstáculos que tuvo que sortear le permitió a la cantante obtener un mayor desarrollo de su interior artístico. Sobre esos obstáculos, sus discos y sus planes, la rosarina habla en esta nota.

A veces, acompañar a un músico de renombre puede llegar a ser un arma de doble filo. El carisma de un solista con fuerte personalidad o de un líder de un grupo casi siempre opaca la labor de quienes lo secundan. Es una consecuencia lógica.

A ese motivo se deben, en gran parte, las razones por las cuales a Silvina Garré le fue difícil el inicio de su carrera solista. Para el público, Silvina no era más que "la chica que acompañaba a Baglietto", y cuando la vio sola no creyó mucho en ella. Además de trabajar para su propia superación como artísta, la cantante tuvo que luchar para que cambiara la actitud del público hacia ella. Hoy, con dos discos en la calle - "La mañana siguiente" y "Creerás en milagros"- y un tercero por realizarse, Silvina Garré se encuentra pasando por un momento más que positivo: el público está comenzando a reconocerla por su trabajo y, además, está dejando de ser sólo una intérprete para convertirse también en una compositora.


UN TRABAJO MÁS COHERENTE

Haciendo comparaciones ¿cuáles son las diferencias de "Creerás en milagros" con respecto a "La mañana siguiente", tu primer disco solista?

"Creerás en milagros" es un disco mucho más prolijo, creado con mucha más tranquilidad y tiempo. El primer disco fue algo arrebatado, un rejunte de temas que en ese momento quería cantar. Eran temas muy lindos pero que yo no canté como debía: me esforcé en los registros y en el disco se nota. El segundo trabajo tuvo una ventaja de un año y pico de trabajo con los mismos músicos, y los resultados son mejores porque además seleccioné mejor material. Es un disco más tranquilo, con más baladas, que es lo que me gusta hacer. En definitiva, es un trabajo más coherente.

Sin embargo, en el disco hay temas que tienen un mismo clima, como los tuyos, el de Fito Páez y el de Litto Nebbia, pero también hay otros muy diferentes, como el de Gato Pérez.

Sí, a mí también me parece que el tema del Gato Pérez no tiene mucho que ver con la onda del disco. Pero de eso me doy cuenta después de haberlo hecho. Hay un montón de cosas que hago que son producto de la falta de experiencia y de la inmadurez. Después de cada disco aprendo mucho.


UN PASO MÁS

¿Cómo tomaste la decisión de seleccionar tres temas tuyos y cómo te sentiste al cantar esos temas entre otros de compositores conocidos, como Fito, Litto e Iván Lins?

Decidí incluir esos tres temas porque ya los había cantado en vivo y noté que al público le gustaban. Por supuesto que a mí también me gustaban. Me sentí muy bien grabando mis canciones porque es un paso que considero importantísimo en mi carrera y para mi persona. El tema que más me gusta de ese disco es, casualmente, "Palmas azules", una canción mía.

¿Cuál es tu relación actual con el público? Porque cuando comenzaste como solista para la mayoría eras aún parte de Baglietto y la reacción hacia tu trabajo era, sobre todo, de curiosidad.

Yo más que con curiosidad sentía que me miraban con desconfianza, y mucho escepticismo. La gente no sabía si yo cantaba porque lo hacía bien o porque era la chica de Baglietto. Es lógico ese prejuicio, y lleva tiempo cambiarlo. Tuvo que pasar mucho tiempo para que la gente me separara de Baglietto, y yo también tuve que demostrar muchas cosas. Tengo 23 años, canto desde hace 20 y no desde que conocí a Fito y a Juan. No puedo explicarle eso a todo el mundo, así que debo demostrar con hechos. Mi etapa con Baglietto en lugar de facilitar las cosas me las hizo más difíciles. Ahora yo siento que la gente me mira de otra forma, pero eso tiene que ver también con lo que le estoy tirando a la gente desde el escenario. La seguridad que tengo sobre mí misma hace que la gente sienta otra cosa cuando yo canto.

En mayo entrás a los estudios para grabar tu tercer disco. ¿Cuáles van a ser las diferencias en este próximo trabajo?

Bueno, la diferencia fundamentalmente es que, salvo una canción de Lito, todos los temas van a ser míos. Eso le va a dar otro carácter al disco, en donde va a quedar bien en claro cuál es mi propio idioma. Creo que hasta ahora siempre mostré una superación. En ese sentido este trabajo va a ser igual al resto: un paso más hacia lo que yo quiero hacer.


Federico Oldenburg